Incrementan beneficio y exportación de carbón en Santiago de Cuba

El centro de beneficio de carbón del municipio santiaguero de Contramaestre asume la venta del producto para la exportación y consumo nacional, con un sistema logístico que asegura la calidad y el control del renglón, altamente demandado en el mercado europeo.

Roberto Hardy, jefe de esa unidad en la Empresa de Cítricos América Libre, informó que mantuvieron la labor en medio de la COVID-19 y con las medidas establecidas para cumplir con los envíos convenidos a través de Cítricos Caribe S.A. y por el puerto Guillermón Moncada, de esta urbe, con el polo agroindustrial Victoria de Girón.

De los 10 contenedores que tienen un volumen de más de 20 toneladas (t), previstos para el actual junio, enviaron siete y cuatro están listos para la comercialización foránea, indicó Hardy.

El incremento de las exportaciones se debió al aumento de los productores -de 14 hombres ahora son 28-, dedicados a elaborar el combustible a partir del marabú, aroma y guatapaná; el resto de las maderas que procesan se destinan a Educación, Salud Pública y la elaboración de alimentos en los llamados Polígonos en Revolución.

Aunque enfrentaron dificultades con los contenedores y sacos para acopiar en el campo, buscaron alternativas con las empresas de Materia Prima y AzCuba del territorio para cumplir con los compromisos, debido a la importancia que para la economía del país tiene esa actividad.

Hardy explicó que una brigada especializada selecciona el producto y lo pasa a la planta de beneficio, en busca del tamaño adecuado para la calidad A y B, luego lo envasan en sacos de papel policapas de 12 y 15 kilogramos y saquetes de tres, de acuerdo con los requerimientos del cliente que son entre otros, una llama azul, sin humo y sin ceniza.

La fuerza de trabajo, en su mayoría joven, desarrolla una esmerada labor en una inmensa nave donde se acumula la materia prima para evitar el encarecimiento de los costos, dificultades en la compra a los carboneros y provocarles pérdidas.

Los obreros que casi se estrenan como tales por su edad, entre los 21 y 30 años, comentaron a la Agencia Cubana de Noticias que cada contenedor que sale del centro de beneficio es una alegría porque saben lo que significa exportar, y también proporciona una alta remuneración en moneda nacional y divisas que mejora su calidad de vida y la de sus familias.

Según especialistas del Ministerio de la Agricultura, Cuba se ha convertido en unos de los principales productores y exportadores de carbón vegetal en el mundo, con preferencia en Portugal y España y Medio Oriente.

Actualmente Europa demanda al año más de 30 mil t, cuando el precio de una tonelada frisa los 300 dólares.

Deja una respuesta