Hospital oncológico Conrado Benítez de Santiago de Cuba llega a su aniversario 60 de fundado con excelentes resultados

El Hospital Oncológico Conrado Benítez, de Santiago de Cuba, es una de las instituciones de salud que durante 60 años continúa el esmero en la atención a pacientes del sur oriente del país. En medio de la compleja situación epidemiológica de esta provincia debido a la covid-19, este hospital garantiza la calidad de vida de los pacientes atendidos gracias al sistema de salud cubano.

Sensibilidad y compromiso con la vida distinguen a estos profesionales de la salud quienes garantizan la prestación de servicios hospitalarios como la cirugía de primer orden en el tratamiento a pacientes de oncología, la braquiterapia, quimioterapia y los estudios en medicina nuclear.

“En este centro atendemos a una población de más de 2 millones de personas entre nuestra provincia y las del sur oriente. A pesar de las dificultades que se nos presentan a diario por el recrudecimiento del bloqueo económico a Cuba, en cuanto insumos médicos y la compra de medicamentos tan necesarios para la supervivencia de nuestros pacientes, una de nuestras fortalezas es precisamente el capital humano con el contamos, dedicado a la innovación y búsqueda de soluciones y alternativas desde la ciencia.

En estos tiempos tan difíciles por la Covid-19 la entrega en nuestra profesión se ha multiplicado en la atención hacia nuestros pacientes y sus familiares por los cuidados extremos a los que constantemente están sometidos con el objetivo de preservar su salud y calidad de vida. ”_ Así expresó para nuestro sitio la doctora María Cristina infante Carbonell, Subdirectora quirúrgica de esta institución de salud.

El perfeccionamiento docente y científico también son retos para los especialistas, así lo evidencia el surgimiento de dos nuevas especialidades en la oncología clínica relacionas con la radioterapia y la cirugía oncológica a las que ya se integran residentes e internos verticales. Además esta institución potencia las investigaciones en cinco tesis doctorales.

Durante estos sesenta años se extrañan nombres como los del doctor Demetrio Segura, uno de los más prestigiosos especialistas del Conrado Benítez, reconocido por su entrega y consagración al trabajo.

Vínculos de colaboración internacional con China han favorecido este centro con el equipamiento tecnológico especializado para el diagnóstico oportuno de los pacientes.

“Recientemente se instaló un equipo de Tomografía Axial Computarizada (TAC) con multi corte con vistas 3D que permite un mejor diagnóstico de la enfermedad. Así mismo, contamos con un RX digital que viabiliza el acceso de los especialistas a las imágenes y así logramos también facilitar el proceso de atención.”_ explica el doctor Rafael Neyra Barros, Director del Hospital Oncológico de esta ciudad.

“Son muchos los desafíos que nos quedan por delante, pero contamos con un recurso humano de excelencia, que es lomas importante. Cuando hay sentido de la responsabilidad y el cumplimiento del deber el trabajo se humaniza y llega a las personas de una manera especial. Eso es lo que intentamos, que nuestros pacientes salgan recuperados de aquí y con la certeza de que nuestro sistema de salud mantiene las garantías para la atención oportuna de cada una de las patologías que se tratan.”

En estos momentos la incidencia del cáncer en Santiago de Cuba continua siendo alta, teniendo como primera causa de muerte el cáncer de mama, el cáncer cérvico-uterino, de pulmón y próstata. Aun así, la medicina apuesta por un futuro de esperanza para estas personas.

Sesenta años que descuentan en horas de desvelo y cariño por una profesión que exige de valores humanos como los que aquí se demuestran y una atención esmerada a quienes depositan su confianza en la ciencia cubana surgida en una Revolución con derechos e igualdades sociales para todos.

Deja una respuesta