Denuncian en China plan de EEUU para crear ingobernabilidad en Cuba

Representantes de Cuba en China denunciaron hoy que Estados Unidos está detrás de los recientes disturbios en la isla y su objetivo es crear una situación de ingobernabilidad, caos y violencia allí.

Andro Vázquez, encargado de negocios de la embajada de La Habana aquí, dijo en un encuentro con medios de prensa que esos incidentes estuvieron apoyados por una operación comunicacional a gran escala, lo coordinaron grupos contrarrevolucionarios y tuvieron una activa participación de elementos violentos.

‘Este proceder no es novedoso pues se trata de acciones previstas en los manuales de guerra no convencional desarrollados por Estados Unidos’, indicó.

Según aseveró el diplomático, el propósito fue subvertir el orden constitutional, provocar el estallido social y materializar el anhelado derrocamiento de la Revolución cubana.

Deploró que ahora las fuerzas hostiles se aprovecharon de las adversidades materiales derivadas del recrudecimiento del bloqueo económico, financiero y comercial en medio de la pandemia de Covid-19.

Las dificultades -acotó- repercuten en el sector de la salud, el funcionamiento del sistema energético y el desabastecimiento de alimentos y productos básicos en Cuba.

‘Estados Unidos identificó el impacto del virus y la pandemia como oportunidad para reforzar el bloqueo con motivaciones políticas y aplicar lo que llamó medidas de máxima presión para reforzar la agresión a nuestro país’, remarcó Vázquez.

El funcionario precisó que el Gobierno de Cuba funciona con normalidad, mantiene el rechazo a la imposición de ‘corredores humanitarios’ y da la bienvenida a donaciones sinceras desde el exterior.

Ente otras cuestiones, agradeció el respaldo expresado esta semana por el Ministerio de Relaciones Exteriores de China y de naciones como Venezuela, Argentina, Rusia y México.

El encargado de negocios de la embajada cubana actualizó así a la prensa del gigante asiático sobre la situación de la isla tras los disturbios del domingo pasado.

Analistas coinciden en que se trata de una estrategia de Washington ya aplicada en otras naciones de América Latina y el Caribe para incitar el estallido social, preparar el terreno para acciones militares y la intromisión directa.

Deja una respuesta