Promulgan en Chile retiro de fondos de pensiones

Tras prolongados choques entre el Gobierno y el Legislativo, millones de chilenos están hoy más cerca de acceder a un tercer retiro de 10 por ciento de sus ahorros de pensiones.

La promulgación de esa medida, aprobada por el parlamento y rechazada por el gobierno, para lo cual apeló incluso al Tribunal Constitucional (TC) fue hecha por el propio presidente Sebastián Piñera la víspera, tras sufrir en esa instancia una fuerte derrota.

El TC por votación de siete a tres, desestimó la impugnación del gobierno, con lo cual dejó al mandatario con muy poco margen de acción en medio del rechazo generalizado de la mayoría de la población y del mundo político incluidos sectores del oficialismo. La otra opción que le quedaba era vetarla, pero desde sus propias filas le pidieron no dar esa paso, ante la posibilidad de profundizar aun más el descrédito del gobierno.

Tras reunirse con su Comité Político, el mandatario anuncio la promulgación de la reforma, y el retiro de un proyecto alternativo presentado por él el domingo para un tercer retiro de fondos de pensiones y que acababa de ingresar a la Cámara de Diputados.

En cambio entregará a discusión parlamentaria en los próximos días, un nuevo proyecto que incluya varios temas contenidos en su propuesta y no en la que finalmente fue aprobada.

El mandatario, que hizo todo por impedir que el 10 por ciento de los fondos de pensiones estuviera accesible para la población, señaló ahora que el Ejecutivo ‘hará todo lo posible para que estos recursos lleguen a las personas a partir de la próxima semana’.

Finalmente llamó ‘a todos los que tenemos responsabilidades y liderazgos políticos’, a actuar con buena voluntad, capacidad de diálogo y acuerdos amplios para ‘juntos construir un mejor futuro para todos’.

Analistas consideraron que precisamente esa falta de diálogo y la reticencia a escuchar a los más amplios sectores, tanto de la oposición como dentro de sus propias filas, en gran medida llevó al gobierno a la derrota política sufrida.

Incluso, el fallo del Tribunal Constitucional –señalan- fue resultado de una política errática y de no valorar en su justa dimensión los efectos que podría tener el haber enviado al TC un proyecto aprobado con más de dos tercios en el Congreso Nacional.

Además de ser criticado en su momento por casi todos los partidos políticos, el requerimiento presentado generó una ola de protestas en el país con cacerolazos, barricadas en las calles e incluso la convocatoria a una huelga general para este viernes.

Por la misma causa el respaldo de la población a la gestión del mandatario es hoy solo nueve por ciento, el nivel más bajo de todo su mandato, según reveló el lunes la encuesta semanal Plaza Pública, cercana al oficialismo.

Deja una respuesta