Tormenta tropical Iota amenaza a Centroamérica a pocos días del paso de Eta

La tormenta tropical Iota, que se formó el viernes en aguas del mar Caribe, podría afectar a Nicaragua y Honduras con fuertes vientos y lluvias e incluso llegar a Centroamérica como huracán, luego de que la región sufriera la devastación causada días atrás por el paso de Eta.

Iota, que sigue marcando los récords de la actual temporada ciclónica, es la tormenta número 30 con nombre en una temporada de huracanes especialmente intensa en el Atlántico. Esta actividad ha llamado la atención sobre el cambio climático, que según los científicos provoca tormentas más potentes y destructivas.

El Centro Nacional de Huracanes de Estados Unidos informó que Iota podría causar fuertes vientos y marejadas ciclónicas, y dejar hasta 76 centímetros (30 pulgadas) de lluvia en las dos naciones centroamericanas, a donde podría llegar el lunes.

“En la trayectoria pronosticada, Iota se moverá a través del centro del mar Caribe durante el próximo día o dos y se espera que se aproxime a las costas de Nicaragua y el noreste de Honduras tarde el domingo y el lunes”, dijo el centro.

En la madrugada del sábado, el meteoro estaba a unos 545 kilómetros (340 millas) al sur-sureste de Kingston, Jamaica, y tenía vientos máximos sostenidos de 65 km/h (40 mph). No había alertas ni avisos costeros en vigor. Iota avanzaba en dirección oeste-suroeste a 7 kms/h.

Iota podría causar más caos en una región que todavía se recupera del paso de Eta, que tocó tierra en Nicaragua la semana pasada como huracán de categoría 4 y causó la muerte de al menos 120 personas por las lluvias torrenciales que provocaron deslaves e inundaciones repentinas en varias zonas de Centroamérica y México.

Luego pasó por Cuba, los cayos de Florida y el Golfo de México, antes de volver a tocar tierra cerca de Cedar Key, Florida, y afectar a ese estado y a las Carolinas.

“En la trayectoria pronosticada, Iota se moverá a través del centro del mar Caribe durante el próximo día o dos y se espera que se aproxime a las costas de Nicaragua y el noreste de Honduras tarde el domingo y el lunes”, advirtió el Centro Nacional de Huracanes.

Iota podría provocar inundaciones repentinas potencialmente mortales hasta el miércoles por la mañana, y que los ríos se desborden también en partes de Haití y Jamaica.

En Honduras inició la evacuación en poblados y ciudades en el Valle de Sula, una de las zonas más golpeadas por las inundaciones y deslaves causados por Eta, mientras que en Guatemala, autoridades pidieron a la población poner en práctica la autoevacuación para salvaguardar sus vidas.

Eta fue la tormenta 28 de la temporada e igualó el récord de meteoros de 2005. Theta, la número 29, se debilitaba en el extremo oriental del Atlántico.

Deja una respuesta