Aplican terapias regenerativas de la piel en Santiago de Cuba

Responder a las necesidades terapéuticas de personas aquejadas por enfermedades de la piel en medio de un contexto signado por la escasez de medicamentos y otros insumos médicos, es el propósito que impulsa un conjunto de investigaciones que se llevan a cabo en el servicio provincial de Dermatología del Hospital General Dr. Juan Bruno Zayas Alfonso de Santiago de Cuba.

La doctora Yoana Loreta Justiz Paisán, quien coordina algunos de los proyectos para el estudio de terapias regenerativas en el tratamiento de patologías dermatológicas, compartió algunos detalles sobre los resultados del uso de plasma rico en plaquetas para atender a pacientes con psoriasis, acné, alopecias, entre otras afecciones.

“Actualmente desarrollamos investigaciones sobre el tratamiento de la alopecia ariata, alopecia androgénica, acné, el vitiligo, la psoriasis y otras entidades que afectan la estética cutánea y que tienen una alta incidencia en la población que acude a este servicio”, afirmó.

A decir de Justiz Paisán, existen muchas limitaciones de recursos; el arsenal terapéutico es escaso y eso exige de los especialistas la búsqueda de alternativas seguras, viables y efectivas, por eso desarrollan investigaciones sobre las aplicaciones del plasma rico en plaquetas, que es un producto inocuo y con muy buenos resultados”, afirmó.

En efecto, la utilización del plasma del paciente minimiza el riesgo de alergias o reacciones adversas, que pudieran presentarse con la administración de otros fármacos.

“Cuando se aplican las plaquetas comienza un proceso de degranulación y esto favorece la cicatrización y reanudación de la célula. Y se ha comprobado que todo esto ayuda al rejuvenecimiento”, dijo la especialista.

Sobre los detalles del proceso, la doctora explicó que tras ser remitidos por los dermatólogos del área de Salud en su mayoría, los pacientes son examinados en consulta y se someten a análisis complementarios que permitirán evaluar la pertinencia del tratamiento en cada caso.

“Si el paciente no tiene criterio de exclusión, se le realiza una extracción de sangre en el Banco Provincial de Sangre Renato Guitart y se procesa para separar el plasma de otros componentes sanguíneos. El producto resultante se aplica de forma tópica sobre la lesión o se administra por medio de inyección intralesional. Es un proceder rápido, que puede realizarse tres veces por semana en ciclos de hasta tres semanas”, puntualizó la experta.
Posteriormente, se realizan evaluaciones a intervalos para seguir la evolución del paciente.

“Hemos comparado esta modalidad terapéutica con otros medicamentos y los resultados son muy favorables. En el caso de la psoriasis por ejemplo, las lesiones se reducen y desaparecen”, enfatizó.

Esta modalidad terapéutica está contraindicada durante el embarazo, la lactancia y en pacientes con trastornos de la coagulación.

La utilización de la técnica de lisado plaquetario comenzó a aplicarse en el servicio de Dermatología del “Juan Bruno Zayas Alfonso” en 2014. Desde entonces se han incrementado las tesis de culminación de la especialidad dirigidas a la evaluación de los resultados de esta opción terapéutica en diferentes afecciones.

Al menos 600 personas se han beneficiado de estos proyectos.

Deja una respuesta