Confeccionan nasobucos en unidad textil de Manzanillo

Manzanillo, 12 de mar .— Trabajadores de la fábrica 101 Camilo Cienfuegos, perteneciente a la Empresa Nacional de Confecciones Textiles Boga, centran su accionar en la elaboración de cinco mil 600 nasobucos, como parte de la estrategia de prevención de la enfermedad provocada por el nuevo coronavirus (COVID-19) en Cuba.

La producción de los medios de protección destinados a instituciones hospitalarias del país comenzó la semana pasada, y se espera el arribo de más materia prima para continuar el proceso, declaró Pablo Núñez Causa, administrador de la industria ubicada en esta urbe costera de la oriental provincia de Granma.

En diálogo con la Agencia Cubana de Noticias subrayó la calidad del tejido de las mascarillas, cuyo diseño difiere de las elaboradas en años anteriores, pues cuentan con tres capas de tela que protegen a las personas de infecciones respiratorias.

Para cumplir esta tarea de prioridad- dijo- la fábrica dispone de 63 máquinas planas, en perfectas condiciones pese al tiempo de explotación, como resultado del esfuerzo incondicional de los mecánicos, quienes se imponen a las limitaciones del genocida bloqueo económico, comercial y financiero del gobierno de Estados Unidos contra la Isla.

El especialista distinguió el empeño y compromiso de los más de 170 trabajadores directos a la producción, entre los que se incluyen costureras y obreros manuales encargados de completar la prenda.

Para aportar cuanto sea necesario en función de la salud del pueblo, trazan nuevas estrategias de labor, incrementarán producciones y trabajarán horas extras si es necesario, agregó Núñez Causa.

Este empeño demanda mayor sacrificio, pero nos enorgullece saber que estamos brindando nuestro granito de arena, afirmó en plena faena Damarias Gómez.

Deja una respuesta