El año 2020 de alta actividad sísmica

«Nuestra esencia continúa siendo la salvaguarda de la vida y de los recursos materiales», así destacó Olearys González Matos director del Centro Nacional de Investigaciones Sismológicas (Cenais) al resumir la labor desempeñada por la entidad durante el año 2020.

El monitoreo constante de la actividad sísmica durante este período ha mostrado un año activo, comparada con la baja sismicidad que se reportó en el 2019 con más de 25 eventos perceptibles hasta la fecha.

«Hemos tenido un año donde se han registrando más del doble de los sismos por lo que hemos mantenido y mantenemos la vigilancia ante la ocurrencia de terremotos y tsunamis para Cuba y la región del Caribe», dijo González.

Aparejado a esto también ha sido fructífera la superación profesional de sus especialistas alcanzando dos premios de la Academia de Ciencias de Cuba 2020 uno relacionado con Investigaciones para la reducción del riesgo de desastres y actualización de la norma cubana de diseño sismorresistente y el otro Modelos de las propiedades físicas de la corteza y el manto superior en Cuba.

De igual forma obtuvieron el premio Agencia de Energía Nuclear y Tecnologías de Avanzada (AENTA) 2020 con el trabajo: Nueva zonificación sísmica para la República de Cuba, estimación de daños y rehabilitación de estructuras esenciales.

Y el Premio Provincial CITMA 2020, que entrega la delegación territorial del Ministerio de Ciencia, Tecnología y Medio Ambiente, al doctor en ciencias Tomás J. Chuy como coautor de dos trabajos investigativos relacionados con esta temática.

Se continuó laborando para la mitigación del riesgo sísmico en instalaciones del turismo en Varadero, del programa alimentario e industriales en Holguín.

El diseño e implementación del sitio web del Cenais fue otro de sus logros haciéndolo de fácil acceso para PC, móviles y Tablets, que permite acceder a la información sismológica oportuna y precisa.

Para un mejor monitoreo y con el objetivo de conocer el desplazamiento de la corteza terrestre después del terremoto del 28 de enero de 2020 de magnitud 7.7 se instalaron de manera temporal dos estaciones para mediciones geodinámicas con GPS al sur oeste de la región oriental de Cuba.

En el encuentro se reconocieron a trabajadores destacados que han aportado con su labor al mejor desempeño científico, económico y social del centro.

Olearys González señaló al final que el 2021 promete ser un año de muchos retos y proyecciones encaminadas a desarrollar proyectos e investigaciones que tributen todas a la mitigación de los daños por sismo y tsunamis, que es el objetivo fundamental del Cenais y sus trabajadores.

Deja una respuesta