Envían religiosos yorubas mensajes al pueblo santiaguero

Santiago de Cuba 22 abr.- Una representación de los sacerdotes de Ifá (Babalawos) de esta zona oriental del país, en la Casa Templo BBURE OKAN (Hermanos de Corazón), de Juan Martén Portuondo (Wancho), presidente de la Asociación Yoruba de Santiago de Cuba, reclamó a los hermanos religiosos y el pueblo en general el cumplimiento con disciplina y responsabilidad individual de todas las medidas sanitarias orientadas por la dirección del país, ante la extensión y recrudecimiento de la pandemia de la COVID-19 que asola a la mayoría de los países del mundo.

De origen habanero, Jesús Arrechea García, sacerdote de Ifá desde hace 31 años, fundador de la religión en la provincia de Holguín, exhortó a los religiosos, al pueblo santiaguero y en general a todos los cubanos a poner en práctica las orientaciones de las autoridades del Ministerio de Salud Pública (Minsap) para erradicar esta pandemia que amenaza a la población mundial y enfatizó que el compromiso de los Sacerdotes de Ifá es hacer todo lo que esté al alcance para detener esa enfermedad.

De igual manera, intervino Francisco Moré Cisneros, con 28 años de Ifá, quien instó al pueblo religioso y en general a toda la familia cubana a evitar aglomeraciones, mantener la higiene, el uso del nasobuco, mantenerse en casa, cuidar a las personas mayores de edad, entre otras medidas, que contribuyen a evitar la propagación de esta epidemia. Destacó que en el panteón de los Orishas existen dos deidades: San Rafael, Médico Divino y San Lázaro, santo milagroso, a los cuales hay que orarles y pedirles mucho.

Rolando Maseda, vicepresidente de la Asociación Yoruba, expresó que los cubanos también estamos sufriendo esta pandemia global y por tanto tenemos que prestar mucha atención a todo lo que sucede, se orienta y divulga, además extremar la vigilancia sanitaria y cumplir rigurosamente con todas las disposiciones, ya que hay personas que minimizan el riesgo de esa enfermedad y de lo que se trata es de evitar las pérdidas humanas.

Juan Martén Portuondo, dijo que la convocatoria en esta ocasión a un reducido concilio de Babalawos, persigue el objetivo de informar a todos los religiosos, al pueblo en general y al mundo de la necesidad de cumplir con las medidas sanitarias orientadas por el país, en mantener la higiene, la unidad y quedarnos en casa, entre otras, para frenar esa terrible enfermedad.

religiosos44Una manera de salir adelante y encontrar un antivirus para neutralizar al virus que nos ataca, es ser fieles cumplidores con todas las orientaciones de Salud Pública y el Gobierno, expresó Wancho, quien añadió que con la infinita fe, argumentos e implementos de trabajo de los ancestros implorarán a los santos para que la aparición de una mano poderosa detenga esta pandemia y evite los sufrimientos en nuestras familias.

Deja una respuesta