Fidel y la osadía de Noel Pérez

Noel Pérez Batista es de los santiagueros que atesora una emocionante historia vinculada a Fidel, quien un día lo felicitó por su buen comportamiento el primero de enero de 1959, cuando el destacado locutor cumplió, al riesgo de su vida, todas las órdenes del propio Comandante en Jefe. Su gran osadía.

  La misión no la asumió con un fusil, sino tras enlazarse con Radio Rebelde micrófono en manos, un arma también poderosa que le permitió dar a conocer al pueblo de Cuba orientaciones precisas del líder rebelde para evitar más derramamiento de sangre y  convocar a la Huelga General.

Fidel llegó en la tarde-noche a CMKC, Radio Oriente, en la ciudad de Santiago de Cuba, donde trabajaba Noel y fue directo hacia la ventana a hablarles a quienes se reunieron espontáneamente al saber de su presencia en el lugar, en los bajos de la emisora;los llamó a la calma y convidó a estar muy atentos a las orientaciones.

 Mientras el locutor detrás, con el micrófono abierto todo el tiempo, pidiéndole unas palabras para el pueblo. Y Fidel, inquieto, caminando de aquí para allá, analizando, alertando, con su proverbial manera de indagar por el más mínimo detalle.

Noel lo evoca incómodo, porque el jefe presentía que le querían escamotear la Revolución y, estratega al fin, adoptaba medidas con el alto mando, casi en pleno presente en Aguilera  511, entre Reloj y Clarín, local de CMKC en aquella época, convertido prácticamente en su Comandancia.

Con apenas 24 años entonces, ya había apreciado la grandeza de Fidel pero su postura creció ante él con su previsor discurso, más bien diálogo con el pueblo en el Parque Céspedes, de la legendaria urbe, en la jornada inicial del 59, que también tuvo el honor de transmitir por radio.

  Pudo haber visto a Fidel muchas veces después, pero en su memoria permanece intacto el instante mágico en que parecía que el sufrimiento por años de injusticia se derrumbaba y daba paso a la alegría, a la felicidad y a la vida.

Pérez Batista, locutor que simboliza la voz de la Revolución junto a valiosos colegas de Radio Rebelde, vivió con intensidad el Primero de Enero, cuando tuvo la oportunidad de enlazar la reconocida emisora del Ejército Rebelde para dar las órdenes de Fidel.

“Dígale al Comandante en Jefe que la radio santiaguera está dispuesta a dar el apoyo que sea necesario, hasta las últimas consecuencia”; lo expresó así categórico y radical, ya que había sido testigo de los muchos actos conspirativos de los trabajadores del medio.

  Premio Nacional de la Radio Cubana, ya rosando los 90 años de vida, este hombre tuvo la audacia de afirmar en nombre del Movimiento 26 de Julio (M-26-7), al cual pertenecía, la disposición de CMKC, Radio Oriente, de dar respaldo a los rebeldes en el cerco y posible ataque a la ciudad de Santiago de Cuba.

  Se le considera el locutor que se atrevió a hablar con Fidel en peligrosas circunstancias a expensas de que lo mataran, en tiempos cuando aún se paseaban por las calles de la histórica localidad los batistianos y el riesgo era enorme, pero él estaba claro que no se podía estar con medias tintas.

Durante su primer reencuentro, después de aquellos hechos, el Comandante en Jefe lo miraba de arriba abajo como reconociéndolo cuando lo presentó como orador, el 30 de julio de 1959, en un acto donde se recordaba la muerte delinolvidable Frank País.

En otra ocasión lo invitó personalmente a los festejos por un aniversario de Radio Rebelde, fundada por Ernesto Che Guevara, el 24 de febrero de 1958, en la Sierra Maestra. Fue aquella vez cuando le dijo: “Te portaste bien, te felicito”, haciendo alusión a la actuación valiente, osada, de Noel,el Primero de Enero.

  Y a él no le cabía el corazón en el pecho de tanto orgullo.

Deja una respuesta