Noel Wilson Borrero Rodríguez, un voluntario en la batalla por la soberanía

 “…Cuando comenzaron las pruebas para los primeros candidatos vacunales yo lamenté que no se había traído ninguna a Santiago de Cuba para  participar. O sea, me habría causado mayor satisfacción, el estar en estas pruebas desde los inicios…Luego cuando supe que habían llegado a la ciudad los estudios de Abdala, pensé concho ya están desarrollando en Santiago de Cuba el ensayo clínico y no participo tampoco esta vez, que lástima. Pero de pronto, se lanzó la convocatoria para la segunda etapa del ensayo y pidieron voluntarios, entre los trabajadores de la facultad que yo laboro que es la Facultad No. 2 de la Universidad de Ciencias Médicas. Entonces ahí mismo encontré mi oportunidad de aportar a la Patria  mi granito de arena en esta batalla tan importante…  ”

De esta manera tan peculiar, el santiaguero Noel Wilson Borrero Rodríguez hizo realidad uno de sus anhelos más importantes al enrolarse en una de las empresas más  ambiciosas que ha asumido la Mayor de las Antillas en los últimos tiempos.

“Creo que el proceso investigativo que realiza el país para encontrar un candidato vacunal viable contra la Covid 19, realmente es un gran esfuerzo, teniendo en cuenta de que somos un país del Tercer  Mundo en medio de un bloqueo económico y financiero que cada día genera circunstancias más difíciles para el Estado y pueblo cubano. Sin embargo, y, a pesar de este contexto nuevamente se decide  hacer el esfuerzo en aras de resolver  la situación de salud de la población cubana, que siempre ha sido una prioridad para el gobierno revolucionario, lo que a su vez pone de manifiesto el desarrollo alcanzado por la ciencia nacional en estos aspectos de la Biotecnología”.

“Y el hecho de que haya aparecido no uno sino cuatro candidatos demuestra precisamente el nivel de posibilidades y desarrollo que ha alcanzado la ciencia médica cubana y la ciencia biotecnológica. ”

Precisamente esa voluntad de salir adelante a pesar de las adversidades y el prestigio alcanzado por el país en la salvaguarda de  la salud de millones de personas, hicieron que este hombre de a pie no dudara al recibir la primera y segunda dosis de prueba de una vacuna que para él como para muchos tiene  un significado especial.

“Abdala es un símbolo, Abdala no solamente representa el compromiso con la Patria y con el deber de todo ciudadano, sino también representa un poco la identidad, el carácter de nuestro pueblo. El hecho de que se haya escogido ese nombre extraído de un poema épico  de la autoría de José Martí significa precisamente que estamos defendiendo nuestras raíces, nuestra identidad, aún en el campo de la ciencia con la elaboración de este candidato vacunal.”

“Sea o no exitoso, lo importante es que en la defensa de la Patria se puede llevar a cabo en cualquier lugar, en cualquier terreno, en cualquier trinchera. La lucha contra las enfermedades es quizás en este momento, la trinchera más exigente, más importantes que tengamos los cubanos que defender, y Abdala precisamente representa todo eso.”

Cuando pasen los años y la covid 19 ya no represente un problema de salud para el sistema sanitario internacional, el santiaguero Noel Wilson Borrero Rodríguez estará entre aquellas personas  con una gran historia.  Pues en ese momento podrá decir que su aporte fue esencial en esta batalla por la vida. 

Deja una respuesta