Renuevan industrias, bateyes y comunidades cañeras para la próxima zafra

Santiago de Cuba, 11 nov.— El central América Libre, en esta provincia, fue el último en encender la antorcha del movimiento Santiago Arde, que con la participación popular renueva industrias, bateyes y comunidades cañeras, a fin de garantizar una zafra 2018-2019 superior en calidad y eficiencia.
  
Desde ahora, los cuatro ingenios que participarán en la producción de más de 78 mil 900 toneladas (ton) de azúcar  muestran su patriotismo, luego de que el pueblo manifestara el entusiasmo y disposición para la ejecución y rehabilitación de obras sociales y de servicios.
   
El Santiago Arde se desenvuelve en las comunidades donde se ubican los ingenios que estarán en zafra, de los municipios San Luis, Palma Soriano, Mella y Contramaestre, con el objetivo de mejorar la calidad de vida de los pobladores de esos sitios donde viven obreros y macheteros.
   
Diógenes Almenares, primer secretario del Partido Comunista de Cuba en Contramaestre, expresó el compromiso de cumplir con la palabra empeñada de cuidar lo que se construya, y hacer de esos asentamientos lugares más bellos, ordenados y disciplinados, con el esfuerzo y la participación popular.
   
Al ratificar que la próxima contienda se dedica al aniversario 60 del triunfo de la Revolución, Ángel González, director de la Empresa Azucarera en el territorio, dijo que se trata de hacer una campaña fuerte con mas motivaciones y beneficios para sus trabajadores.
  
González  afirmó que por ese movimiento ejecutan 50 viviendas tipología cuatro y que están preparados para producir, como en otros tiempos,  materiales de la construcción para la población en los ingenios en zafra, a partir de materia prima como el bagazo de caña.
   
Otras medidas adoptadas son alistar más temprano los centrales y adelantar en 10 días el inicio de la zafra, previsto para principios de diciembre, lo cual favorecerá concluirla antes del 10 de abril de 2019 y así,  en los meses de mayo y junio del próximo año, realizar la limpia, el aporque  y la fertilización de la graminea.
   
Directivos de empresas, organismos e instituciones de esas localidades participan en la reanimación y construcción de obras sociales y económicas.
 
Por María Antonia Medina Téllez (acn)

Deja una respuesta