Santiago arde, balance provisional

Santiago de Cuba, 16 de dic. –  La intención no es resumir en tan poco espacio un proyecto de tan largo alcance como Santiago Arde. Nos conformamos con una aproximación actualizada para que los lectores interesados puedandisponerde ella. Este programa santiaguero va másallá de la simple intervención social y se encauza a trasformar positivamente las actitudes de las gentes para afrontar con éxito los grandes retos que el municipio asume con una divisa: “la unidad popular como premisa”, consigna que sirvió como título a un reportaje colectivo publicado por el periódico provincial Sierra Maestra, el 23 de marzo de 2019.

El reportaje muestra fragmentos de lo hecho en barrios como San Pedrito y los repartos Antonio Maceo y Flores, y menciona otros sitios beneficiados directamente por la ejecución del proyecto que comenzó a partir de los estragos de un incendio que destruyó una instalación gastronómica en la calle Enramadas, en el centro de la ciudad, en noviembre de 2016 y se ha extendido a los consejos populares para dinamizar su labor. “De un mal incendio a un buen fuego arrollador”, con estas palabras los colegas del periódico resumen este programa de ampliaparticipación ciudadana.


Los trovadores Eduardo Sosa, Luna Manzanares, Raúl torres y Annié Garcés durante el concierto realizado por el Grupo Los Agradecidos, como homenaje al Líder Histórico de la Revolución Fidel Castro Ruz, en el barrio de Chicharrones en la ciudad de Santiago de Cuba, el 20 de enero de 2017. ACN FOTO/Miguel RUBIERA JUSTIZ

Santiago Arde es un proyecto participativo que tiene tres años de edad. Se sustenta en una base: la unidad popular. En octubre pasado comenzó una nueva etapa que da continuidad a lo hecho. En un encuentro,    las autoridades políticas y gubernamentales santiagueras calificaron como positivo el desarrollo del programa. En el intercambio se reconoció a Santiago Arde como una experiencia positiva al acercar muchos servicios a las comunidades con lo cual contribuyó al trabajo comunitario, ese que es bueno para todos, para quienes lo realizan y para los que lo disfrutan.

La prensa santiaguera está atenta al avance del proyecto que comentamos. Una pruebade ello es el trabajo: “Nueva etapa para movimiento Santiago Arde”, del periodista Ernesto Izquierdo, publicado también por el semanario Sierra Maestra del 5 de octubre de 2019, a raíz del encuentro antes citado. El texto recoge declaraciones de las principales autoridades santiagueras, las cuales enfatizan en las prioridades que el programa debe asumir en el nuevo periodo del trabajo integral de la provincia.

El Mercado Cardo Integral del Consejo Popular de Chicharrones en Santiago de Cuba, comenzó su funcionamiento acercándole a los pobladores servicios que recibían a en el centro histórico de la ciudad. Santiago de Cuba, 26 de abril de 2017 ACN FOTO/Miguel RUBIERA JUSTIZ

Las prioridades son: la producción de alimentos en los llamados polígonos productivos que conforman el cinturón productivo de la ciudad; el rescate de la agricultura urbana y suburbana;  el necesario ahorro energético; el programa de construcciónde viviendas con recursos propios; la atención al cuadro higiénico sanitario y el combate contra las indisciplinas sociales. Los objetivos y acciones que deberán ejecutarse en la nueva etapa del proyecto están claros, tanto como la voluntad paracumplirlos.

Para cumplir con lasaspiraciones del proyecto solo hay una actitud posible: trabajar, hacer bien las cosas, participar activamente con acciones e ideas. Santiago Arde significa pensar como país, tener siempre presentes a los otros, saber que cualquier cosa bien hecha que hagamos, por pequeña que sea, puede ayudar. La filosofía del programa es clara: combinar los esfuerzos gubernamentales con el trabajo de las comunidades que son la base el proyecto y al mismo tiempo sus beneficiarios, porque a fin de cuentas la responsabilidad se asume colectivamentedel mismo modo que los beneficios alcanzan a todos incluso a quienes no participan directamente de este empeño trasformador.

Rafael Correa Delgado, presidente constitucional de la República del Ecuador recibe los gestos de agradecimientos de los beneficiados de los560 apartamentos en 28 edificios de cinco plantas, donados por el pueblo y gobierno de Ecuador para los damnificados del huracán Sandy que afectara el territorio santiaguero en 2012. 4 de mayo de 2017. ACN FOTO/Miguel RUBIERA JUSTIZ

Los logros de los procesos del trabajo comunitario no pueden medirse solo por los resultados materiales, que en este caso son innegables y muy visibles; deben valorase, ante todo, por su espíritu, por su capacidad para hacer de los ciudadanos mejore seres humanos. Santiago Arde nos vuelve a enseñar lo que ya sabíamos pero en ocasiones olvidamos: el eje del trabajo comunitario radica en la participación de todos los que queremos a una ciudad que, con la participación activa de todos, se hace más nuestra.

Deja una respuesta